viernes, agosto 25, 2006

La casita


Hace unos cuantos años, muchos, compré para regalar a un, entonces, miembro de mi familia un kit de montaje.


El montaje no se hizo. Nunca me dijeron si es que no gustó el regalo o es que no le apetecía hacerlo. Lo compré porque hacía maquetas y montaba y pintaba “muñequitos” para hacer dioramas y pensé que era un buen regalo, pero me debí equivocar.

Ese kit ha hecho dos mudanzas pero siempre se quedaba en la caja en algún armario o en alguna estantería.

Y este año, ahora, en estas vacaciones, hace unos días decidí montarlo.

Tampoco mi adolescente favorito, que me miró extrañado, se había decidido hacer nada con él y es que para hacerlo hay que tener paciencia y hay que trabajar, claro. Me preguntó que qué iba a hacer y la respuesta fue: "o lo monto o lo tiro, porque ya está bien de ocupar un sitio estando inacabado". Yo, radical, para qué menos.

Estoy trabajando en ello.

Es la fase intermedia, todavía me queda, pero bueno, a ratos voy avanzando en la construcción. Espero terminar antes de que se me acaben las vacaciones porque si no, mucho me temo que volverá a la estantería.

Siempre podré decir que construí mi propia casa ¿no?

Cuando acabe, publicaré el resultado.

Y es que no hay nada como estar ocioso para que se te ocurran mil y una ideas (buenas y malas que de todo tiene que haber).

7 comentarios:

cris dijo...

Mirá vos te saludé en el anterior porque no me salia este post. Me encanta ese kit, te puede llegar a quedar precioso!! Y sí comparto, sólo en vacaciones se pueden hacer esas cosas que llevan paciencia y tranquilidad, ojalá lo termines y no d ejes de mostrarlo. Besitos y que pases lindo.

sacris dijo...

Yo hice uno parecido para un trabajo en el colegio y quedó genial. Despues de diez años no se que ha sido de él jaja.

Un saludo

Lula Towanda dijo...

Bueno, ya estás en el gremiio del ladrillo. Ahora puedes especular con la casita ¿por cuanto las vendes?

manel dijo...

Qué bien, hacer algo sólo por el placer de hacerlo. Sin esperar nada a cambio.

Carlitos Sublime dijo...

¡Hala! ¡Qué chulo! ¿Sabes? Yo también tengo un kit de montaje de una iglesia románica que me regaló mi hermana hace dos o tres años: a petición mía, debe constar. Lo que ocurre es que eso de cortar el panel... pegar con cola... componer... me da un ¿vértigo? Y es que nunca lo he hecho. En cualquier caso, me apetece mucho, y creo que tu ejemplo va a servir para que me anime de una vez.

Así que nada, yo también 'publicaré' el resultado.

Besos, y te reitero mi enhorabuena por el cambio de dirección.

Carlitos

Gemuina dijo...

Ey, pues yo creo que en unos días voy a ir a comprarme algo parecido, qué monada de casa...
Besos

mint dijo...

Mi comentario es tramposo porque he visto el resultado y te ha quedado muy bien, y estoy de acuerdo con manel, que placer hacer algo por el placer de hacerlo.Un beso.